Olas de calor: ¿qué son y cómo protegerte?

En un mundo de cada vez más caliente, no queda más remedio que adaptarse a nuestro entorno. El Cambio Climático está empezando a modificar nuestra forma de vivir y nuestro estado de salud. En esta nueva entrada del blog te explicamos de manera breve cómo nos afectan las altas temperaturas y el calor, cómo está cambiando el clima y te damos algunas indicaciones para protegerte.

¿Cómo nos afectan las olas de calor?

Una ola de calor se define como un periodo de un número de días concretos en los que las temperaturas máximas sobrepasan un umbral definido. Poco concreto, ¿verdad?. Las distintas regiones del mundo definen el número de días y su clima define los umbrales. Así, por ejemplo, las primeras definiciones de olas de calor eran para 5 días y en nuestro último estudio climático para Suriname se calculó su frecuencia teniendo en cuenta la definición con 3 días. Ahora que sabemos qué son: ¿cómo nos afectan?.

Una temperatura muy elevada puede provocar problemas de salud como deshidratación, calambres, insolación y/o golpe de calor, etc. Diversos estudios demuestran que a partir de 37ºC se produce una reacción fisiológica de defensa. Las personas mayores y los niños muy pequeños son más sensibles a estos cambios de temperatura.

Desde un punto de vista gubernamental debemos tener mecanismos para prepararnos para situaciones en las que la atención temprana de cara a las altas temperaturas se pueda dar eficientemente y reducir riesgos para la población. Por ejemplo, la Comunidad Valenciana (aquí, en España), tiene un servicio de avisos por temperaturas extremas para el ámbito de la salud, que ha desarrollado Meteoclim. Este tipo de servicios se espera que sean más frecuentes a lo largo de los años, la pregunta es “¿por qué?”.

Página web pública dónde se muestran las alertas derivadas de la superación de umbrales de temperatura máxima para la Comunidad Valenciana (España). Enlace a la web: http://comunitatvalenciana.meteoclim.eu/

Tiempo y clima

Empecemos por aclarar conceptos: tiempo y clima. Muy habitualmente se utilizan en estos dos conceptos en el lenguaje coloquial como el mismo concepto. El primer paso para entender de qué hablamos es diferenciarlos claramente.

El tiempo se refiere a las condiciones meteorológicas en un lugar y en un tiempo determinado, mientras que el clima trata de describir las condiciones medias en las que se desarrolla el tiempo en una determinada región. La descripción del clima en una región utiliza medidas tomadas a lo largo de un largo período de tiempo, normalmente 30 años, mientras que el tiempo, tal y como lo conocemos, describe las variables meteorológicas durante un período de tiempo muy corto (minutos, horas o días).

En Meteoclim queremos visibilizar la crisis climática. Un diagrama muy ilustrativo del aumento de la temperatura media es el que muestra la figura compartida en el tuit. Se denomina diagrama de Hawkings, y es debido al climatólogo Ed Hawkings y cada franja muestra la temperatura media de España. Los colores azulados son temperaturas más frías de lo normal mientras que los colores rojizos son anomalías cálidas. Basta ver lo que ocurre a partir de la década de los ’90: los colores se tornan de cada vez más rojos, denotando un aumento de la temperatura media en nuestro país.

El clima terrestre actual está cambiando. Esto es debido principalmente a un aumento de la temperatura media global, provocado por las emisiones de gases de efecto invernadero. En las últimas décadas se ha acelerado el aumento de la temperatura media global, hecho que alarma a la comunidad científica, ya que de no tomar ningún tipo de acción para frenar las emisiones, las consecuencias sobre el clima terrestre pueden ser catastróficas e irreversibles.

“Cambio climático: cuando las condiciones meteorológicas generan una ola de calor, dicha ola de calor es más cálida de lo que hubiera sido”. Así define Ed Hawkings una de las consecuencias del cambio climático.

El calor es noticia (y lo seguirá siendo)

En la península de Columbia, en la costa oeste del sur de Canadá y noroeste de Estados Unidos, a unos 50 ºN de latitud, se ha vivido un auténtico infierno: una ola de calor mortífera ha acabado con la vida de decenas de personas debido a las altas temperaturas. En esta zona climáticamente templada, se han alcanzado temperaturas desérticas, que rozan los 50 ºC en algunos puntos.

https://twitter.com/ScottDuncanWX/status/1410097020912742404?s=20
Mapa de temperatura a 2 metros del modelo GFS adaptado por Scott Duncan. En Lytton, Canadá ¡¡se ha batido el récord absoluto de temperatura durante nada menos que 3 días seguidos!!

En una región del planeta en que reina el clima templado debido a la influencia del océano, soportar estas temperaturas se hace un auténtico reto de supervivencia, ya que la población no está suficientemente preparada para experimentar temperaturas tan altas como estas. Lo más inquietante de todo ello, es que se han batido récords absolutos de temperaturas máximas durante varios días seguidos. Esto, sin duda, llama la atención. Este aluvión de récords es imposible de comprender sin la influencia del ser humano en el clima terrestre.

En un contexto de Cambio Climático, los extremos se recrudecen. La descripción de una variable climática como por ejemplo la temperatura, sigue una curvatura parecida a la que comparte @WeatherProf. Los valores normales se sitúan alrededor del centro de la curva, mientras que los extremos se sitúan a la cola. El cambio climático está provocando que estas curvas se muevan hacia la derecha, haciendo que los extremos cálidos sean aún más cálidos.

En un mundo de cada vez más caliente, desgraciadamente estos no serán los últimos récords que veamos batirse. Como seres humanos, debemos empezar a tomar consciencia de estos hechos y tomar medidas para poder adaptarnos al porvenir. El calor, lamentablemente, es noticia (y lo seguirá siendo).

Consejos ante una ola de calor

Ante las noticias descritas y lo que supone vivir en un mundo de cada vez más cálido, debemos tomar consciencia de ello. Por eso, queremos hacerte ver la importancia de protegerte del calor, ahora que ya ha llegado el verano:

  • Bebe abundante agua o bebidas frescas
  • Protege la piel aplicando cremas protectoras solares
  • Mantente en lugares frescos siempre que sea posible
  • Evita exponerte al sol durante las horas centrales del día
  • Evita comer en exceso y sigue un régimen de comidas ligeras
  • Ingiere abundantes frutas del tiempo (sandía, melón)
  • No dejes bajo ningún concepto a niños, personas mayores o mascotas dentro del coche.

El cambio climático no sólo afecta a los efectos de las olas de calor, si no también a otros fenómenos meteorológicos extremos, tales como huracanes, tormentas severas o temporales marítimos. En nuestra entrada del blog podrás encontrar algunas reflexiones sobre las consecuencias del aumento de la temperatura media global.

Referencias

Compartir:

Entradas relacionadas

Deja tu comentario